Ibuprofeno: ¿Cómo influye en la salud mental?

Ibuprofeno

En este artículo hablaremos del ibuprofeno. Probablemente se pregunten: ¿Por qué hablar del ibuprofeno en un blog de psicología? Como hemos mencionado anteriormente en otros artículos, la psicología como ciencia también se encarga de estudiar cómo influencian ciertas sustancias al individuo tanto en su comportamiento como químicamente.

¿Qué es el ibuprofeno?

El ibuprofeno es un analgésico y anti-inflamatorio no esteroideo utilizado para aliviar el dolor, reducir la fiebre y desinflamar. Este analgésico es de rápida acción y de venta libre.

Es utilizado frecuentemente para: aliviar el dolor de cabeza, reducir la fiebre, reducir dolores menstruales y musculares, disminuir molestias del resfriado común, lumbalgia, dolores en las articulaciones y la columna vertebral, entre otras dolencias.


¿Cómo actúa el ibuprofeno?

Esta sustancia actúa directamente en los nervios y receptores del cerebro para aliviar el dolor.

El ibuprofeno inhibe una enzima llamada ciclooxigenasa (COX), que se requiere para la síntesis de prostaglandinas -sustancias químicas que causan dolor- a través de la vía del ácido araquidónico. Esta sustancia evita que el ácido araquidónico se convierta en prostagladinas, y disminuye el nivel de prostagladinas creadas por el organismo. De esta manera consigue reducir el dolor.

¿Cómo tomar ibuprofeno?

El Ibuprofeno se presenta en formas de tabletas, y encuentra en dosis de 200 mg, 400 mg y 600 mg.


Para tratar dolencias de origen inflamatorio, el ibuprofeno debe administrarse en dosis de 400 mg o 600 mg , 3 o 4 veces al día, aprox. cada 6 u 8 horas. Para reducir la fiebre debe administrarse en dosis de 400 mg cada 4 a 6 hs.

En niños y bebés, se puede administrar ibuprofeno suspensión para disminuir dolores o molestias y reducir la fiebre. El mismo se puede encontrar en dosis de 50 ml, 70 ml, 90 ml, 100 ml. No es recomendable en bebés y niños dar más de 4 dosis en 24 hs.

El efecto anti-inflamatorio y analgésico de esta sustancia comienza a hacer efecto aproximadamente pasados los 30 minutos de su administración.

Si luego de una semana, los dolores no se reducen consulte con su médico de referencia.

Por más información sobre el consumo del ibuprofeno, consultar en este artículo que tiene indicaciones más detalladas sobre el consumo del mismo en dosis.

Contraindicaciones del ibuprofeno

El ibuprofeno se encuentra contraindicado en personas que presentan:

  • Embrazo
  • Insuficiencia renal
  • Insuficiencia cardíaca
  • Cirrosis
  • Síndrome de pólipos nasales
  • Alergia o hipersensibilidad al ibuprofeno
  • Dificultades respiratorias

Efectos secundarios del ibuprofeno

  • Mareos
  • Acidez estomacal
  • Erupción cutánea
  • Nauseas
  • Insuficiencia renal
  • Ulcera péptida
  • Estreñimiento
  • Diarrea
  • Fatiga
  • Problemas de visión y audición
  • Confusión

Si tiene algún problema inusual o los efectos secundarios persisten más de dos días mientras toma ibuprofeno, consulte con su médico de referencia.

El ibuprofeno y las emociones

Diferencia de emociones con ibuprofeno

Diferencia de emociones en hombres y mujeres

Según investigadores, analgésicos como el ibuprofeno pueden ayudar a disminuir la angustia emocional y modificar las emociones. En dichas investigaciones se demostró que este analgésico funciona de manera diferente en hombres y en mujeres.

La investigación se basó en las respuestas de 138 estudiantes universitarios -62 hombres y 76 mujeres-. En esta, después de completar sus exámenes iniciales, la mitad de los estudiantes que participaron de la investigación tomaron 400 mg de ibuprofeno y la otra mitad recibió un placebo.

En la primera parte del la investigación se les dio a los participantes la orden de jugar a un videojuego; posteriormente se les pidió que evaluaran sus emociones. En la segunda parte se les pidió que escriban una descripción sobre una situación en la cual hayan experimentado una traición y otra situación en la cual experimentaran dolor físico; nuevamente se les pidió que evaluaran sus emociones.

Según el experimento, las mujeres que tomaron ibuprofeno tuvieron menos sentimientos de angustia que los hombres, por tanto se llegó a la conclusión de que el ibuprofeno puede ayudar a las mujeres a disminuir la angustia y funcionar en los hombres como un disparador de sus emociones.

“Entender las diferencias en la forma en que las mujeres y los hombres lidian con sus sentimientos heridos podría ayudar mucho a las parejas para poder lidiar con estos sentimientos en sus relaciones románticas y conyugales”.

“Es posible que tomar analgésicos físicos proporcione a los hombres más recursos cognitivos para expresar el dolor que sienten”, afirmó Vangelisti.

Puedes dejar un comentario a continuación: