Trastorno del espectro autista: causas, síntomas y tratamientos

Trastorno del espectro autista: causas, síntomas y tratamientos post image

Cuando hablamos de Trastorno del espectro autista, hablamos de un desorden complejo en el desarrollo, generalmente asociados por algún déficit cognitivo.

Este trastorno afecta el desarrollo normal del cerebro generando una anormalidad en las habilidades sociales y comunicación del individuo.

Generalmente quienes padecen este trastorno presentan patrones de conducta repetitivos y son incapaces de formar lazos emocionales con los demás.


Este trastorno usualmente se empieza a desarrollar y diferenciar antes de los 3 años de edad.

Causas

Según investigaciones científicas no hay una sola causa que funcione como disparador de este desorden. Se ha llegado ha encontrar un vínculo altamente cercano entre genes anómalos y el autismo, pero también la incidencia de otros factores bio-psico-sociales que interactúan de manera compleja.

Aún no se ha identificado un gen solo como único responsable, por consiguiente dentro del trastorno autista están involucrados múltiples genes que interactúan entre sí.


Otras investigaciones afirman que este trastorno puede haber sido trasmitido por parte de la madre en el embarazo, si la misma estuvo expuesta a virus maliciosos o sustancias químicas maliciosas.

Síntomas

Tratamiento

Niño autista

Niño con autismo

Para tratar el autismo es importante hacerlo de manera temprana, pues cuanto antes sea detectado mayor será el éxito del tratamiento.

Primero se realiza una observación para evaluar el desarrollo del niño mediante exámenes físicos.

En segundo plano se realiza una evaluación multidisciplinaria, realizada por un equipo de psicólogos, neurólogos, psiquiatras, fonoaudiólogos y otros profesionales que cuenten con las herramientas necesarias para detectar este trastorno.

Para el tratamiento el/los profesionales implicados en el caso le pueden recetar algunos medicamentos – como inhibidores o antipsicóticos- que ayudan a manejar de manera saludable los comportamientos del paciente.

Las terapias cognitivas conductuales, con o sin medicación también han demostrado ser eficaces para controlar los síntomas de ansiedad e ira especialmente en los niños.

Puedes dejar un comentario a continuación: